Libertad de conciencia y acción

Nunca tomes una decisión cuando estás enceguecido por el enojo o la ira.

No permitas que los otros decidan por ti.

Cada decisión tomada es un paso que no volverás a dar.

Por eso, frente a una cuestión delicada retírate a meditar, tómate el tiempo que haga falta para serenar el espíritu y alejar las emociones molestas. Los que te insisten sobre un camino a seguir, llámalos a silencio.

Cada decisión tomada es parte fundamental en tu caminar. No dejes que otros vivan por ti. No permitas que endulcen tu oído adormeciendo tu conciencia.

Se libre y responsable de cada uno de tus actos.

Me atrevo a decírtelo por que te siento mi hermano/a y solo deseo la más absoluta libertad de conciencia y acción en tu vida.

3 comentarios:

enfuga yremolino dijo...

Un gran consejero el silencio en paz y amigo de la Buena voluntad. Abrazos.

http://enfugayremolino.blogspot.com/

José Ramón dijo...

Que belleza de imagen para expresar esta profunda reflexión.

Un cordial saludo desde…
Abstracción textos y Reflexión.

gosspi dijo...

que importante es esto que pones Hoy.....sin la oracion pausada del corazón casi es imposible actuar asi....desde la serenidad y la mansedumbre.....Me invitas Hoy a no tener prisas al elegir....ni me domine la indecision...un abrazo