Transitar hacia el Silencio




El silencio es tan valioso como la palabra sabia. 
A veces no sabemos como callar al hermano 
que nos apabulla con sus emociones encontradas. 
Acompañarlo hacia el silencio para que se encuentre, 
no es tarea fácil, pero es lo que pide con su manera de actuar. 
Llevarlo al silencio es la misión, para que encuentren la paz,
sintiendo la Vos del que consuela íntimamente.

4 comentarios:

Sor.Cecilia Codina Masachs dijo...

Hola Edit, me he alegrado un montón al verte en nuestra casa.
Hay muchas personas que en su interior tienen muchas voces,les arde el alma con sus desdichas y a veces es difícil de ayudarles, pero lo mejor es decirles que sus quejas tienen remedio si sólo escuchan una sola VOZ y es cuando podemos ayudarles a encontrar el silencio de Dios , que lo fortalecerá en sus adversidades.
Gracia amiga del alma
Con ternura te dejo un beso
Sor.Cecilia

enfuga yremolino dijo...

Guiar hacia el silencio, acompañar, ¡Qué Misión! ¡Cuántos obstáculos! ¡Cuánta ceguera! ¡Cuánto trabajo a voluntad para no bajar los brazos! Sí que entiendo de que se habla.Mucha FE, mucha.
ABRAZOS
http://enfugayremolino.blogspot.com.ar/

quedateenminube dijo...

Hola! Soy nueva por aquí y me quedo como seguidora.
Es cierto que a veces el silencio es lo que calma a la persona que te necesita, otras con un abrazo vale, otras con una palabra, pero yo soy persona de silencios...
Un saludo!

http://quedateenminube.blogspot.com.es/

gosspi dijo...

Me voy de aqui con mucha Paz siempre....